¡EL MUNDO EN ALERTA! Se cumplen 17 días del devastador incendio que devora el Amazonas desde Brasil

El Programa de Quemas del Instituto Nacional de Investigaciones Espaciales de Brasil (INPE) ha informado que en los primeros ocho meses del 2019 se han registrado un total de 72.843 incendios en la cuenca del Amazonas, una cifra realmente alarmante si se toma en cuenta que en igual periodo del año pasado se registraron 39.759.

olo desde el pasado jueves han sido detectados 9,507 siniestros forestales, lo que marca un nuevo y funesto récord para los desastres ecológicos de la región luego de ya 17 días de emergencia. Vía Twitter, la etiqueta #PrayforAmazonia fue tendencia en Perú y Brasil.
Se sabe que los incendios son cosa común en la estación seca, pobre de lluvias en algunas regiones agrícolas del Brasil, pero también que pueden ser provocados a propósito por los agricultores que carbonizan ilegalmente las tierras para poder dedicarlas a la crianza de ganado. Incluso se llega a creer que el terreno que deja atrás un incendio favorece el desarrollo de cultivos.

Mientras que las nubes formadas por el humo ya pueden visibilizarse prácticamente desde el espacio, la tarde de este lunes la ciudad brasileña de Sao Paulo se oscureció por completo desde las 4 PM aproximadamente por efectos de una corriente fría cargada de cenizas procedentes de Paraguay.

El Gobierno de Brasil en la mira

Al presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, no parece haberle hecho demasiada gracia la publicación del INPE que refiere hasta un 83% más de siniestros acontecidos en la selva sudamericana a diferencia del 2018, y optó por despedir al director de la institución, Ricardo Galvao, acusándolo de falsear las cifras.

Pero no es el único colectivo que pone en controversia las políticas de promoción a la deforestación que esgrime el líder conservador. Uno de los líderes más influyentes de la comunidad indígena en Brasil, Ailton Krenak, culpó a Bolsonaro de haber “enloquecido” por su afán de volver legal la minería artesanal en el Amazonas, uno de los últimos pulmones vivos que le quedan al planeta.

 

Además, los datos entregados por el INPE no son los únicos que demuestran los avances de la tala en la Amazonía. Satélites de la NASA han captado el aumento de alrededor de un 65% de los incendios desde que comenzó el 2019 en comparación al mismo periodo en el año 2018, sobre todo en las vertientes norte y oeste.

Un problema de talla mundial

Los diecisiete días que permanece bajo las flamas han puesto a la Amazonía en los ojos de todo el mundo, que no veían con tanto horror el avance del fuego desde el incendio de la Catedral de Notre Dame en Francia.

El riesgo para el ambiente es de proporciones gigantescas, pues la cuenta del Amazonas es resguardada por investigadores que la consideran aún el bosque tropical de mayor tamaño en todo el planeta, por lo que es de vital importancia para contrarrestar los efectos del cambio climático.

En lo que al Perú respecta, el estado brasileño fronterizo de Acre ha decretado el estado de alarma ambiental desde el pasado viernes para tratar de paliar en algo los efectos negativos del avance de las llamas sobre cultivos y poblados originarios.

Agencias

 


Loading Facebook Comments ...