¿SÚPERAGENTE 86? Un “cuento de la cripta” de Samuel Moncada: Nelson Bocaranda es un “espía del imperio” 

No es Maxwell Smartm, el “superagente 86” que trabajaba para la agencia de Contrainteligencia “Control,  que luchaba contra los “malvados de la organización criminal “Kaos”, en la popular serie estadounidense de mediados de la década de los 60′, que se popularizó en Venezuela y en otros países.

No.
El malo de este nuevo “cuento de la cripta” del régimen de Nicolás Maduro es el periodista Nelson Bocaranda, quien es acusado de ser un “espía” de Estados Unidos por el embajador chavista en la ONU, Samuel Moncada.
Según el funcionario del régimen madurista, “tiene pruebas” de su señalamiento contra el periodista, quien el pasado sábado a través de su cuenta en la red social Twitter presentó imágenes del propio Moncada en un supermercado en Nueva York, no buscando una caja de alimentos podridos del CLAP como la mayoría de los venezolanos, sino con las manos repletas de chucherías y helados que seguramente no pagó con los bonos del “carnet de la patria”.
LEA TAMBIÉN: ¡ESTALLAN LAS REDES! A Samuel Moncada no le afectan “sanciones” de Trump: así compra a manos llenas en Nueva York 
La virulenta reacción de Moncada parece más una reacción al hecho de que Bocaranda desnudara, nuevamente, la hipocresía del chavismo que dice que “ser rico es malo”, cuando los jerarcas del régimen viven de forma lujosa.

A través de su cuenta en Twitter, Moncada colgó unos supuestos documentos “confidenciales”, con lo que demostraría que “Bocaranda actuó como un espía al servicio de EE.UU. que alimentaba con ‘infotóxicos’ a sus patrones para que fabricaran una guerra contra los venezolanos. Esto ya es un delito claramente establecido en la ley venezolana”.

Según el truculento cuento de Moncada sobre el  “superagente 86” venezolano, la embajada estadounidense confirmó a su “empleado secreto”, mediante un documento oficial que se encontró en la embajada de EEUU en Venezuela, en el que citan a Bocaranda como una “fuente confiable y piden que su identidad sea estrictamente protegida” y agregó que dicha misiva era de carácter confidencial. “Nunca fue escrito con la intención de que se hiciera público, por eso, su autenticidad y veracidad es total”.

La acusación de Moncada contra Bocaranda parece perseguir que el periodista sea acusado de “traición a a la patria”, un delito que el régimen chavista le indilga a sus opositores y castiga con severidad.

-con información de Versión Final / El Pitazo


Loading Facebook Comments ...