¡PRIMER AÑO! Pedro Sánchez: De opositor a referente del socialismo europeo

El jefe del Ejecutivo español, Pedro Sánchez, de cuyo acceso al poder se cumple mañana un año, ha pasado en doce meses de la oposición al Gobierno, ha ganado las últimas elecciones y se ha convertido en un referente del socialismo europeo.

El líder socialista español arriesgó y ganó una moción de censura parlamentaria el 1 de junio de 2018 al conservador Mariano Rajoy y se convirtió por sorpresa en el nuevo gobernante español, aprovechando una sentencia judicial por corrupción contra el Partido Popular (PP) hasta entonces en el poder que unió a casi todos los demás partidos.

Tras la primera moción de censura que triunfaba en España, Sánchez se convirtió en presidente del Gobierno por sorpresa, con el apoyo varias fuerzas parlamentarias de izquierda, nacionalistas e independentistas catalanes, y nombró el Gobierno integrado por el mayor número de mujeres de Europa.

En las elecciones legislativas del pasado 28 de abril, tras once meses de Gobierno, consiguió que el Partido Socialista (PSOE) fuera el más votado, con 123 escaños de los 350 del Congreso, un gran éxito desde los 84 que tenía anteriormente.

Y, a sus 47 años, se ha convertido en uno de los referentes del socialismo europeo, después de que el PSOE lograse el mejor resultado entre los partidos socialdemócratas en las recientes elecciones al Parlamento Europeo.

El PSOE también fue la formación más votada en los comicios regionales y locales españoles del pasado domingo, que cerraron el ciclo electoral con los socialistas cómodamente en cabeza.

Mientras tanto, Sánchez negocia su investidura con otros partidos para seguir al frente del Gobierno.

La ministra portavoz en funciones, Isabel Celaá, subrayó hoy a la prensa que la moción de censura de hace un año fue “constructiva” y afirmó que los próximos cuatro años serán “cruciales para poner a España en una de las posiciones determinantes en Europa y en el mundo”.

PRESENCIA INTERNACIONAL

En estos doce meses, Sánchez dedicó buena parte de su actividad a viajes internacionales -incluyendo numerosas visitas a países iberoamericanos, como México- y viajes históricos como el realizado a Cuba en noviembre, aunque no exento de polémica por no reunirse con la disidencia.

Sánchez ha defendido que desde su llegada al Gobierno “España ha vuelto a la escena internacional” y esta semana comenzó ya con el presidente francés, Emmanuel Macron, a discutir el reparto institucional de la Unión Europea.

Pedro Sánchez ha desempeñado un papel determinante en la Unión Europea “y está llamado a hacerlo de manera más intensa”, recalcó hoy Celaá.

Pero el jefe del Gobierno también ha recibido críticas tanto por sus continuos viajes como por algunas decisiones de política exterior.

Por ejemplo con Venezuela: reconoció como presidente interino al líder opositor Juan Guaidó, pero tras un ultimátum a Nicolás Maduro que fue criticado por la tardanza.

Una de sus primeras señales como gobernante fue formar un Gabinete que hacía historia por tener más mujeres que hombres -once frente a seis- y enviaba un mensaje de modernización con ministerios para la ciencia o la transición ecológica.

INDEPENDENTISMO EN CATALUÑA

Sánchez intentó solucionar las tensiones independentistas de Cataluña -el principal problema político nacional- dialogando con las autoridades regionales, pero advirtió de que sería siempre dentro de la Constitución española, que impide la secesión de cualquier territorio.

Pero tras unos primeros escarceos positivos las posiciones se fueron alejando por las pretensiones de los independentistas, que no renuncian a un referéndum de “autodeterminación”, y por el juicio en el Tribunal Supremo a doce dirigentes catalanes por el proceso secesionista ilegal de 2017.

Mientras tanto, Sánchez recibió duros ataques de la oposición conservadora (Partido Popular, PP) y liberal (Ciudadanos), que lo acusan de someterse a los independentistas.

La ruptura final llegó cuando los diputados independentistas votaron en el Congreso contra los presupuestos de 2019, al igual que PP y Ciudadanos, lo que abocó a Sánchez a convocar las elecciones que acabaron consolidando su poder en abril pasado.

EXHUMACIÓN DE FRANCO

Una las decisiones inmediatas de Sánchez al llegar al poder fue exhumar los restos del dictador Francisco Franco para sacarlos del monumento del Valle de los Caídos, aunque la cuestión sigue pendiente de un recurso de la familia al Tribunal Supremo.

También dio un golpe de efecto al permitir que el buque humanitario “Aquarius” desembarcara en Valencia (este) 630 migrantes recogidos en el Mediterráneo, pero la política migratoria sigue a la espera de un acuerdo en la Unión Europea que sigue lejos de alcanzarse.

El Gobierno de Sánchez tampoco ha estado libre de polémicas sobre varios ministros y dos tuvieron que dimitir. Incluso el propio Sánchez estuvo sometido a acusaciones de plagio en su tesis doctora. EFE


Loading Facebook Comments ...