Entrevista exclusiva con el Dr. Alexander Luzardo Nava: Todo lo que debemos saber sobre la ley que derogó el criminal Arco Minero (2/3)

  • El Dr. Alexander Luzardo Nava, en la primera entrega de esta entrevista serial, explicó a CCNesnoticias lo que significa para el país la Ley Orgánica de la Mega Reserva de Agua Dulce y Biodiversidad del Sur del Orinoco,
  • En este segundo capítulo, nos habla, entre otros aspectos, del rol que deben tener los pueblos indígenas de la región y del notable esfuerzo que muchos hacen para impedir el ecocidio que el régimen de Maduro comete mediante el arco minero.

 

Por ALFREDO CONDE

El exsenador Alexander Luzardo Nava, en la primera entrega de esta entrevista en serie, colocó a nuestros lectores en contexto de los alcances de la Ley Orgánica de la Mega Reserva de Agua Dulce y Biodiversidad del Sur del Orinoco, de la cual es autor. Con estos conocimientos, sin discusión, tendrán mayores herramientas para entender las razones por las que resulta tan necesario la aplicación de este instrumento legal, como señalamos en la parte inicial de la entrevista.

A Luzardo Nava hay que prestarle mucha atención, pues tiene la jerarquía para hablar del tema que sus conocimientos le otorgan. Ha sido Profesor Titular (máximo escalafón Académico) en Derecho Ambiental y Desarrollo Sustentable, en la Facultad de Ciencias Económicas y Sociales de la UCV. Aparte de ser el autor de la Ley Orgánica de la Mega Reserva de Agua Dulce y Biodiversidad del Sur del Orinoco, fue coautor de la Ley Penal del Ambiente de 1992, autor del Proyecto de Ley Orgánica de Comunidades, Pueblos y Comunidades indígenas, autor de la Ley de Conservación de Playas en 1999 y coautor y coordinador de los Decretos de Reserva de Biosfera alto Orinoco-Casiquiare, Parque Nacional Parima-Tapirapeco del decreto de protección de los Tepuyes, así como de otras iniciativas legislativas, además de consultor y conferencista.

En este segundo capítulo de la entrevista, nos habla, entre otros aspectos, del rol que deben tener los pueblos indígenas de la región y del notable esfuerzo que muchos hacen para impedir el ecocidio que el régimen de Maduro comete mediante el arco minero.

 

EL ROL DE LOS PUEBLOS INDÍGENAS

-La Ley citada al comienzo deroga el mal llamado Arco Minero, uno de los crímenes ecológicos más grandes del planeta, como usted mismo lo ha calificado. La realidad es que mientras siga la usurpación del poder en Miraflores continuará ese crimen no solo ecológico sino contra los pueblos indígenas que habitan al Sur del Orinoco. Entretanto, ¿qué se puede hacer?

En primer lugar hay que resaltar que la Asamblea Nacional desde 2016, se ha ocupado del tema, llegando a la negación de la autorización Constitucional del decreto del arco minero, acto legislativo constitucional del 14 de junio de 2016, hasta llegar a la aprobación del Proyecto de ley, el 2 de octubre de 2018, y su sanción definitiva como Ley, el 27 de noviembre de 2018.

-Ha sido una lucha de más de tres años, con una importante participación pública en debates, foros con expertos, ONGs, universidades, la Iglesia Católica. representada en la Revista “La Iglesia en Amazonas” desde Puerto Ayacucho, que dirige el Padre José Bortoli, con trabajos de los comprometidos sacerdotes Ramón Iribertegui, Samuel Iribertegui, y la gran orientación del Obispo Vicario de Puerto Ayacucho y el apoyo de la Conferencia Episcopal.

 

“Los pueblos indígenas deben convertirse en guardianes de los Parques Nacionales, los monumentos naturales, las reservas de biosfera y todo el Gran Corredor Ecológico de la Mega Reserva de Agua Dulce y Biodiversidad. Significa la salvación de su espacio de vida, su hábitat, el agua dulce y la biodiversidad de todo el país”.

 

-La minería en el sur del Orinoco –prosigue el doctor Luzardo-, conduce también al desplazamiento y desarraigo de los pueblos indígenas y son ellos los que más deben afianzarse en esa lucha ambiental en defensa de las áreas protegidas y su hábitat y territorio milenario. Los pueblos indígenas deben convertirse en guardianes de los Parques Nacionales, los monumentos naturales, las reservas de biosfera y todo el Gran Corredor Ecológico de la Mega Reserva de Agua Dulce y Biodiversidad. Significa la salvación de su espacio de vida, su hábitat, el agua dulce y la biodiversidad de todo el país.

-Recientemente la prensa internacional difundió la gran noticia de una alianza de pueblos indígenas de los países amazónicos para proteger y defender la selva. Ese es el camino.

 

EL PARLAMENTO AMAZÓNICO Y LA AN

-Por cierto, desde el Parlamento Amazónico los diputados Ramón Flores, que es el presidente de este bloque regional en su capítulo Venezuela, Américo De Grazia, presidente de la Comisión mixta de seguimiento de los efectos del decreto del arco minero, quien además es parlamentario por el estado Bolívar, así como los legisladores María Gabriela Hernández y José Hernández, no hay semana que no informen y formulen denuncias sobre lo que sucede con el ilegal Arco Minero. ¿Qué opinión le merecen estos esfuerzos? ¿Considera que tienen eco en el resto de los países de la Amazonia, en otras naciones y en organismos mundiales internacionales?

-El importante trabajo parlamentario de los diputados Ramón Flores Carrillo, Américo de Grazia, María Gabriela Hernández y José Hernández, en cuanto a iniciativa legislativa, aportes, denuncias  y respaldo a la Ley, ha sido de una gran honestidad y decisivo para su aprobación, así como el respaldo político del expresidente de la Asamblea Nacional, diputado Omar Barboza, actual presidente de la Comisión Ordinaria de Legislación.

– El diputado De Grazia encabezó también la comisión que ha denunciado las matanzas de Tumeremo y otros sectores, además del andamiaje de corrupción político, económico y minero en el estado Bolívar, cuya mayor expresión es el mal llamado arco minero, del cual ha realizado un persistente y valiente seguimiento como parlamentario de su estado. Por ellos, en buena media, el proyecto del arco minero ha quedado moralmente derrotado.

-Cabe resalar igualmente que todos las fracciones parlamentarias dieron su respaldo unánime, tanto en los informes elaborados hasta hoy y los acuerdos en Cámara (Voluntad Popular, Primero Justicia, Acción Democrática, Un Nuevo Tiempo, Causa R, Avanzada Progresista, Vente, Proyecto Venezuela, Convergencia, Movimiento Progresista, Grupo Parlamentarios 16 de Junio e independientes), apoyaron el proyecto de Ley.

– Mucho valor también han tenido las denuncias y alertas parlamentarias y de líderes políticos, sobre los daños de arco minero, como Leopoldo López y Andrés Velázquez, así como también en varias oportunidades lo ha hecho el líder Juan Guaidó, cuando asumió la Presidencia de la Asamblea Nacional y el reto de una transición política, siendo reconocido por más de 50 países.

-Pero aún hay mucho por hacer. Debo advertir que la crisis de agua y electricidad se ha transformado en los principales problemas políticos y ambientales. La dirigencia política debe asumir el lenguaje y los códigos básicos de la sustentabilidad. Asimismo conocer el territorio, sus áreas protegidas, el agua, cuyo problema de fondo va más allá de los acueductos, tuberías y represas, hay que atender las fábricas naturales de agua, etc.

-También se espera que den la difusión a la Ley en la Gaceta Legislativa, tal como lo establece el artículo 24 de la Ley de la Mega Reserva, en eso están en mora con el país. El derecho a la información legislativa es de rango constitucional e inherente a la persona humana. No se puede aprobar una Ley y luego engavetarla, por lo menos hay que darla a conocer, difundirla por los medios digitales e impresos de la Asamblea Nacional. Es una obligación del parlamento, de sus autoridades y un derecho de los ciudadanos.

-Sabemos que el objetivo principal es crear un banco de leyes para ser puestas en práctica ante la posibilidad de un cambio político, pero hay que asumir desde ya las leyes aprobadas para que se inserten en la dinámica social, institucional e internacional. La misma crisis hídrica nos señala un orden de prioridades. Incluso, me atrevería a decir que el país depende hoy de dos fuentes: la que recibe de los ingresos petroleros, aunque mermados y la energía hidroeléctrica de la Cuenca del Caroní.

 

 

UN ESFUERZO DE MUCHOS

El exsenador Alexander Luzardo, quien también fue coautor de la Ley Penal del Ambiente de 1992, afirmó que todos los sectores se han pronunciado expresamente contra el nefasto arco minero, lo cual ha tenido una importante repercusión en los países amazónicos, también en los medios europeos y de otros países como Estados Unidos..

-Se han evidenciado los vínculos entre el crimen ambiental, la minería y la legitimación de capitales, asociados a la corrupción y la venta de drogas, (no solo narcóticos) como aclara el experto y legislador Bayardo Ramírez Monagas.

-Ante todo esto, probablemente se produzcan nuevas iniciativas en el Parlamento Amazónico, el Parlamento Latinoamericano, el Parlamento Europeo, el Parlamento Británico, el Congreso de España. Y en el Congreso de los Estados Unidos, iniciativas que motorizan los diputados Ramón Flores y Américo De Grazia y demás parlamentarios, además de un amplio mundo de organizaciones no gubernamentales ambientales, indígenas y defensoras de los derechos humanos en general.

-También han participado en este proceso los parlamentarios, Francisco Sucre, miembro de la Comisión Mixta y Presidente de la Comisión de Política Exterior, la ya citada María Gabriela Hernández, de la Subcomisión de Cambios Climaticos, Luis Parra, Julio César Reyes, Rommel Guzamana y Simón Calzadilla.

 

“Así se pueden ver en las reuniones de “negocios” organizados por el gobierno con el llamado “motor minero”; son aquellos que algunos autores han bautizados como los “empresarios del deshonor”, pues poco les importan la democracia, los derechos humanos, la preservación del ambiente”.

 

-Aprovecho la oportunidad que me brinda CCNesnoticias para reconocer el apoyo y los aportes recibidos del exministro del Ambiente entre 1989-1993, doctor Enrique Colmenares Finol, el doctor Edgar Yerena, exasesor del Senado, abogado y biólogo, experto en áreas protegidas, así como del ecólogo internacional Dr. Otto Huber, quienes revisaron el Proyecto y su Exposición de motivos.

-Diversas personas dieron su apoyo profesional y su compromiso moral para que la Mega Reserva fuera esto, una realidad aprobada por el Poder Legislativo Nacional. Algunos permanecen discretamente en sus trabajos, pero aportando soluciones.

-La elaboración de una Ley y su aprobación es un proceso complejo, de orden intelectual, político, técnico y propiamente parlamentario, en la cual se cruzan  e interfieren múltiples intereses económicos, corporativos y hasta vanidades y nulidades engreídas. En esto la experiencia parlamentaria es decisiva.

-Y quiero reconocer también el apoyo de la socióloga, María Julia Lara, en el proceso de consultas públicas. A ella también se le reconoce el persistente trabajo de difusión e investigación de los periodistas.

-Debo resaltar además las denuncias de la ONG Internacional SOS Orinoco, con apoyo satelital, y de investigaciones e informes documentados, sobre los daños ecológicos en el Parque Nacional Canaima, estado Bolívar, y el Parque Nacional Yapacana, donde se está formando otro arco minero, en el estado Amazonas,

-Existe también una acción Jurídica de PROVEA ante la Comisión y la Corte Interamericana de Derechos Humanos.

-La Iglesia Católica, por su lado, organizó un importante evento el 15 de enero de 2019, en el cual participamos por invitación como ponente, bajo la dirección del Obispo Monseñor José Ángel Divasson, presidente de la Red de Iglesias Panamazónicas (REPAM) y la intervención del obispo de Amazonas, Monseñor Johnny Reyes, el obispo de Tucupita, Monseñor Ernesto Romero, así como también la participación de la exdecana y profesora de la UCAB, María Febres Cordero y José Luis Andrade.

-La Jerarquía de la Iglesia Organiza un Sínodo de Obispos, sobre la temática panamazónica, que se llevará a cabo en Roma en octubre de 2019, convocado directamente por el papa Francisco, todo en el marco de la Encíclica  ecológica “Laudato si” (la casa común.)

 

El mapa corresponde al decreto 2248 del 24- 02-2016, Zona de desarrollo estratégico nacional Arco Minero del Orinoco, emitido por el Ejecutivo Nacional, con una extensión de 111.846 kilómetros cuadrados, aproximadamente 12 millones de hectareas, que invade y destruye la reserva forestal de Imataca, parte de la cuenca del Caroní, el Parque Nacional Caura, la Reserva Forestal de La Paragua y el Monumento Natural Guanay.

 

EL RÉGIMEN RASPA LA OLLA

 

-Por cierto, en días pasados el propio Américo De Grazia sacudió las redes sociales al denunciar que Rusia, con el visto bueno del régimen de Nicolás Maduro, está saqueando las riquezas minerales que se encuentran en esa gran región del estado Bolívar. Señaló incluso que para ello estaban empleando aviones de Ucrania, imagino que de la intervenida región de Crimea, con siglas de aviones comerciales, lo que constituye un delito internacional, aparte de que esto se traduce en un contrabando que involucra a un país extranjero. ¿Cuál es su punto de vista al respecto? ¿El régimen de Maduro con la ayuda de Rusia está raspando la olla o qué?

-Sí, el régimen está “raspando la olla”, es una olla podrida de corrupción. ESTAN RASPANDO LA NATURALEZA, EL SUELO Y EL SUBSUELO, HASTA EXPOLIARLOS- señala Luzardo con visible indignación.

-El régimen usurpador busca recursos, dinero en cualquier lugar, con propósitos fiscalistas, para tratar de tapar los huecos que ha generado la baja de los ingresos que aporta la renta petrolera. Y recurre al contrabando, violando las propias leyes, pero también todo está asociado a la repartición de áreas del territorio a determinados grupos económicos formados o en formación al calor de la corrupción de los últimos veinte años de gobiernos de Chávez y Maduro, allí se conjugan y se asocian intereses diversos,

-Tratan de hacer partícipes a agentes locales y participan grupos guerrilleros, hampa común, sectores militares corrompidos, gobernadores, dirigentes sociales y algunos de la élite indígena, que no son la mayoría victimas de esas políticas extractivistas.

-En esta repartición participan no solo los denominados “boliburgueses”, sino también alguna gente de otras épocas, que siempre caen parados en todos los gobiernos. Así se pueden ver en las reuniones de “negocios” organizados por el gobierno con el llamado “motor minero”; son aquellos que algunos autores han bautizados como los  “empresarios del deshonor”, pues poco les importan la democracia, los derechos humanos, la preservación del ambiente.

-Que quede claro que existen muchos  empresarios hoy que luchan por la democracia y buscan la senda de la sustentabilidad superando las viejas tesis y prácticas de la “era de las chimeneas”, a las cuales se refiere Alvin Tofler en algunos de sus libros.

-Basta ver los videos de los eventos realizados por Maduro en el Banco Central y los ministros cómplices de la depredación ambiental. Son los socios del ecocidio. El mal llamado arco minero es un trofeo al ecocidio, la corrupción y la entrega de la soberanía nacional.

Twitter: @Alconde

 


Loading Facebook Comments ...